Bolas de patatas bajas en colesterol


11 Estas bolas de patatas son tan fáciles de hacer y tan deliciosas, que te preguntarás cómo no has empezado antes a cuidarte.

Disfrútalas con las salsas que más te gusten, siempre y cuando sean tan sanas y sabrosas como estas bolas.

¿Las probamos? Ingredientes 2 kilos de patatas ½ litro de leche desnatada 6 cucharadas de sémola Sal y pimienta, a gusto Preparación Cocina las patatas enteras y con piel. Una vez cocidas pélalas y rállalas en una fuente con agua fría en el fondo, para que no se ennegrezcan.

Echa las patatas ralladas junto con el líquido en un paño y estruja bien.

Recoge el agua de las patatas en un bol pequeño y déjalo reposar hasta que la fécula se haya depositado en el fondo del bol. Vierte el agua con cuidado y mezcla la fécula junto con las patatas ralladas en una fuente grande. Calienta la leche e incorpora la sémola poco a poco, removiendo constantemente hasta que comience a hervir.

Deja reposar la papilla durante 5 minutos y salpimiéntala a gusto. Trabaja la papilla de sémola caliente junto con las patatas ralladas, hasta formar una pasta de consistencia firme.

Forma 8 bolas y ponlas en una olla con agua hirviendo, dejándolas cocinar a fuego lento durante 25 minutos. Retira las bolas con la espumadera, déjalas escurrir y sírvelas con la exquisita salsa fría de tomate sin colesterol..