Exóticos y tentadores bifes de jabalí con frutas


11 Por el hecho de ser carne de caza, el jabalí es una carne exótica.

Si a esto lo combinamos con el sabor agridulce de las frutas y el toque perfumado de hierbas y especias, obtendremos un exquisito plato afrodisíaco, una verdadera tentación para los sentidos. Ingredientes 4 bifes de jabalí ½ litro de vino tinto 1 diente de ajo 1 zanahoria 1 cebolla pequeña 2 manzanas verdes 2 ruedas de piña 1 cucharada de salvia finamente picada ½ cucharada de orégano ½ cucharada de tomillo 1 cucharadita de jengibre fresco rallado 50 gramos de mantequilla Sal y pimienta negra fresca molida, a gusto Preparación Coloca en un recipiente el vino junto con la zanahoria y la cebolla en juliana y el diente de ajo machacado.

Agrega los bifes de jabalí y déjalos macerar toda la noche. Al día siguiente, en una cazuela de barro untada con manteca coloca una de las ruedas de piña y una de las manzanas peladas y cortadas ambas en cubos pequeños. Aparte en una sartén coloca la manteca y dora allí los bifes de jabalí. Cuando estén dorados por ambos lados acomódalos en la cazuela de barro.

Sazónalos con la salvia, el orégano, el tomillo, el jengibre, la sal y la pimienta, y cúbrelos con la piña y la manzana restantes cortadas en cubos pequeños también. Coloca el vino utilizado para macerar en una olla pequeña y llévalo al fuego hasta que se reduzca a la mitad.

Luego viértelo encima de las frutas y los bifes en la cazuela de barro. Cubrir la cazuela de barro con papel de aluminio, cerrando bien los bordes para que conserve el sabor y el aroma. Lleva al horno durante 30 minutos.

Este plato solo debes destaparlo ya en la mesa, en el momento de servir, para que no pierda sus propiedades afrodisíacas..