Salsa fría de tomate sin colesterol


11 Ideal para acompañar pastas y pescados, esta salsa fría se ha convertido en la favorita del verano, ya que no solo es fresca sino muy sana. Prueba untarla sobre unas tostadas y luego espolvorearla con mozzarella baja en calorías.

Llévala unos minutos al microondas y tendrás un entremés de primera! Ingredientes 150 gramos de yogur descremado 6 cucharadas de ketchup 2 cucharadas de vino tinto 2 cebollas pequeñas 1 cucharadita de zumo de limón Sal y pimienta blanca molida, a gusto 1 pizca de azúcar 1 pizca de jengibre en polvo Preparación Bate el yogur con el ketchup y el vino tinto hasta formar una crema sin grumos. Pela las cebollas; una de ellas pícala finamente y la otra córtala en aros finos.

Agrega la cebolla picada a la salsa. Sazona la salsa con el zumo de limón, la sal, la pimienta, el azúcar y el jengibre en polvo. Sírvela en una salsera decorada con la cebolla en aros..