Secretos para preparar una pizza perfecta (II)


11 La semana pasada dijimos que el secreto de una pizza perfecta reside en 3 componentes principales: la masa, el horno y la mozzarella.

Ya vimos cómo preparar la masa perfecta.

Hoy descubriremos los secretos del horno y la mozzarella, me acompañas? El horno El mejor horno para cocinar pizzas es el de ladrillo. Este horno, alimentado a leña, es el ideal para lograr que la pizza quede crocante por fuera y tierna por dentro.

Como es poco probable que dispongas de uno de estos hornos en tu casa, lo que debes hacer es precalentar el horno a la máxima temperatura. Acomoda la masa en una bandeja de horno ligeramente untada con aceite de oliva, que le dará un delicioso toque.

Pinta la masa con salsa de tomate, la cual te recomiendo sea natural y de calidad, condimentada con hierbas al gusto del cocinero. Lleva al horno caliente y cocina durante 20 a 25 minutos o hasta que se note que la parte de abajo está ligeramente dorada y crocante. Retírala, cúbrela con salsa de tomate y luego con... La Mozzarella El 90% del éxito de una pizza está en la mozzarella.

Si es de buena calidad, se derretirá y se formarán unos deliciosos hilos de queso al momento de retirar cada porción. Para comprobar que sea de buena calidad, colócala en un plato y presiónala con la mano: si es buena escurrirá un poco de leche.

Si no sale ningún líquido o sale agua, mejor cambia de marca. Corta la mozzarella en trozos pequeños y distribúyela con liberalidad sobre la salsa, y lleva a horno caliente hasta que el queso se derrita. Recuerda que esparcir un poco de orégano seco o hojitas de albahaca fresca sobre la pizza le dará un toque verdaderamente italiano..