Vinos tintos fortificados para pasar el invierno


11 Son vinos especiales que se producen con técnicas particulares y que cada día están cosechando más adeptos.

Elaborados a la manera de Oporto, cada vez son más los buenos exponentes nacionales de este tipo de vinos. Durante la estación invernal pareciera como que el organismo está mejor predispuesto a recibir bebidas de alta graduación alcohólica.

Y entre los vinos, los fortificados son generalmente bien recibidos cuando las temperaturas exteriores están cercanas a 0°C. Pero, ¿Qué son los vinos fortificados? . Son vinos cuya fermentación se interrumpe agregando alcohol (a esta acción se la llama “encabezado” y generalmente se hace con alcoholes de origen vínico), obteniéndose un vino que tiene una graduación más alta que la normal, entre 15 y 17%, que proviene en parte de la fermentación y en parte de el “encabezado”. En el mundo existen secos y dulces, pero es en la afamada región de Oporto, en Portugal, donde este tipo de vinos brillan por su excelencia y calidad.

Allí se elaboran a partir de variedades locales, principalmente vinos tintos dulces, cuya fermentación fue interrumpida dejando bastante azúcar residual y que luego se añejan en madera. Hoy existen en el mercado una buena cantidad de este tipo de vinos, ideales para tomarlos disfrutando de un rico chocolate amargo, para acompañar los postres elaborados con chocolate, para maridar con algunos quesos particulares, para acompañar un puro o habano o simplemente para beberlos solos al terminar una comida..