Japón ante amenaza nuclear


11 La situación en el país oriental de Japón continúa siendo muy crítica.

El número de fallecidos es de 1600 y se estima que podría aumentar de un momento a otro debido a que la cantidad de desaparecidos supera las 1000 personas. Mientras la agencia meteorológica japonesa eleva a 9 grados la magnitud estimada del terremoto diciendo que debería ser considerado como el más violento jamás registrado en la historia; el Primer Ministro de ese país, Naoto Kan calificó la situación como la crisis más grave desde la Segunda Guerra Mundial a la que deban enfrentarse.

Dijo:"La pregunta de si seremos capaces de superar esta situación ahora está ante cada uno de nosotros. Pese a que nuestra nación tuvo que enfrentar muchas dificultades en el pasado, logramos superarlas y construir una sociedad próspera y pacífica; por eso, estoy seguro de que los japoneses podremos unir nuestros esfuerzos y trabajar para vencer las desdichas". Cabe aclarar que en este momento el mayor tema de preocupación es la situación de emergencia que se mantiene en las centrales atómicas dañadas por el seísmo, las autoridades convinieron cesar la actividad de aquellas que se encuentran cerca de las áreas afectadas y anunciaron cortes de electricidad que afectarán a millones de personas. El sábado, a causa del fuerte seísmo y su posterior tsunami la planta nuclear de Fukushima sufrió averías que culminaron en una explosión; la zona vecina a la planta fue completamente evacuada.

Además, durante el día de ayer el gobierno japonés anunció que se había declarado el estado de emergencia en la planta nuclear de Onagawa, ubicada al norte de la ciudad de Sendai. Según una fuente de televisión japonesa, las autoridades de la prefectura de Fukushima anunciaron que realizarían pruebas de radiación a los vecinos de la central nuclear, ya que se ha confirmado que 22 personas han estado expuestas a la radiación después de la exploción de hidrógeno producida en el edificio.

Anunciarion que las pruebas se llevarán a cabo en los refugios en donde se albergan los evacuados y podrán hacérsela todos aquellos que así lo deseen. Pese a todas las precauciones y a la seguridad que se ha montado en torno a la planta, se cree factible que suceda una segunda explosión causada por la acumulación de hidrógeno en el reactor número 3. Algunos expertos afirman que la situación de las averías de las plantas nucleares japonesas no podría traer consecuencias medio ambientales severas, sin embargo ante la posible amenaza de que esto ocurra el estado ruso, que sería inevitablemente afectado, está tomando precauciones. El temor a que se suceda un segundo "Chernóbil" ha puesto en estado de alerta no sólo a Japón sino también al resto del mundo y sobre todo a Rusia, que sería el segundo afectado si la situación se agravara. De todas formas, el propio Kan aseguró: "Se ha liberado radiación al aire, pero no hay información de que haya sido una gran cantidad.

Esto es fundamentalmente diferente del accidente de Chernóbil". Es importante recordar que el accidente acaecido en la planta ucraniana de Chernóbil el 26 de abril del año 1986 está considerado como el más grave de toda la historia.

Fue producido por un fallo cometido mientras se intentaba realizar un experimento nuevo y expulsó al medio ambiente 500 veces más material radioactivo que el que liberó la bomba atómica en Hiroshima en 1945, causando muchas muertes y provocando una inquietante alarma en más de 13 países de Europa y Oriente. .