Petróleo en Groenlandia: nuevas perforaciones y riesgos de derrames


11 Petróleo en Groenlandia: nuevas perforaciones y riesgos de derrames.

Recientemente se volvió a explotar la región ártica con la finalidad de encontrar petróleo: allí se encuentra la segunda mayor reserva mundial de crudo, hasta ahora -después de un par de intentos fallidos durante los años 70- prácticamente intacta debido a las grandes dificultades que conllevaba extraer crudo bajo las condiciones climáticas del lugar. Sin embargo, el aumento de las temperaturas mundiales ha resultado sumamente favorecedor para el descubrimiento de la riqueza natural de la zona.

El creciente deshielo del Ártico permitirá extraer petróleo, así como gas, minerales y diamentes con una facilidad cada vez mayor. El gobierno groenlandés apoya la explotación de su territorio, porque considera que el hallazgo de recursos naturales será crucial para el desarrollo de su economía: un 59% de los beneficios provenientes de las extracciones permanecerán en la nación, aún cuando las perforaciones las realicen compañías extranjeras. La idea es aprovechar los meses más cálidos para avanzar en la realización de los pozos, y luego sellarlos durante el invierno, cuando el hielo vuelve a crecer. Y justamente aquí es donde se dispara la alarma: ¿se están tomando en cuenta los riesgos ambientales de la exploración de petróleo en Groenlandia? Hace tres años la nación se independizó de Dinamarca, y lógicamente buscará obtener el presupuesto necesario para mantenerse y desarrollarse exitosamente sin recurrir a ayudas externas.

Las autoridades groenlandesas afirman que se están cumpliendo todas las medidas necesarias para que las perforaciones se realicen con toda seguridad, algo difícil de creer cuando los intereses económicos son la prioridad..