Suministro y depuración de las aguas


11 Suministro y depuración de las aguas.

El agua es un elemento esencial para la vida, pero en el caso de los seres humanos su utilidad no se limita a participar en los procesos fisiológicos y bioquímico del organismo, sino que es un medio imprescindible en muchas de sus actividades culturales e industriales. El uso de agua en la agricultura y en la industria, junto con la creciente concentración de la población en las ciudades, dificulta el suministro;  también se le agrega la escasez puntual provocada por esos factores, lo cual obliga a depurar el agua disponible con objeto de incrementar su calidad y a reciclar una parte de la utilizada. Durante los años ochenta, se llevó a cabo un programa destinado a garantizar el suministro de este elemento a toda la población mundial.

Un programa protector de tal envergadura requería enormes esfuerzos, no sólo económicos, sino también de planificación. Con el inicio de la era industrial y el aumento explosivo de la población, la situación experimentó un cambio radical. Los residuos orgánicos, procedentes de las ciudades y de la ganadería han sobrepasado la capacidad de auto-regeneracion de los ríos, conduciéndolos a un proceso de eutrofización ( enriquecimiento en nutrientes). El problema se agrava con los nuevos residuos industriales o agrícolas que contienen sustancias tóxicas en cantidades letales para los seres vivos.

La muerte biológica de los ríos, y la necesidad de emplearlas como fuente de suministro de agua potable, ha determinado la necesidad de depurarlos para obtener un agua utilizable. La depuración de las aguas exige un doble planteamiento: tratarlas para que resulten aptas para el consumo, y por otra parte evitar su deterioro, para lo cual es necesario instalar depuradoras, emplear filtros, y unidades de tratamientos de residuos, en que los puntos donde las industrias o actividades agropecuarias realizan su vertido, impidiendo de este modo contaminarlas. Relacionados: Agua potable, ¿escasea? Reciclaje de agua.