Tepco verterá agua con radioactividad al Pacífico


11 Tepco verterá agua con radioactividad al Pacífico .

La concentración de radioactividad en el agua que Tepco piensa vertir al pacífico es cien veces mayor al límite legalmente permitido. Según publicó un diario de la prensa japonesa, del total del vertido hay 10.000 toneladas que proceden de depósitos especiales de la planta nuclear y 1.500 toneladas que fueron sacadas del sótano de los reactores 5 y 6. Según explicaron los responsables de Tepco, han evacuado el agua de esas zonas a fin de poder almacenar allí la que se encuentra en los reactores 1, 2 y 3 que contiene una radiactividad aún más elevada y que debe ser extraída de allí porque dificulta el trabajo de los operarios para enfriarlos. La situación de la central de Fukushima aún no se ha resuelto.

Debemos esperar que durante meses continúen las emisiones de radioactividad al medio ambiente. El diputado Goshi Hosono, del Partido Demócrata de Japón dijo: "el mayor desafío es que hay más de 10.000 barras de combustible usado en la planta y se tardará mucho tiempo en reprocesarlas". La tensión por la situación que se vive en Fukushima se acrecienta. El sábado pasado, Tepco, anunció que habían descubierto una grieta de 20 centímetros en un foso de contención de hormigón en el segundo reactor a través del cual se estaba fugando agua con gran radioactividad al mar. Pese a los muchos intentos de sellar dicha grieta no lograron conseguirlo: rellenaron de hormigón el orificio pero el agua continuó filtrándose al océano, por esta razón los técnicos intentar ahora utilizar polímeros absorbentes para sellar las tuberías por las que el líquido llega a esa estructura. Cada día de trabajo en Fukushima implica nuevos retos, sorpresas, problemas y la ira contra Tepco de parte no sólo japoneses sino de los ciudadanos de todo el mundo crece. Desde que ocurrió el terremoto y el posterior tsunami y comenzaron los problemas en Fukushima, Tepco fue acusada de falta de transparencia, de no responder activamente para resolver las complicaciones acontecidas en su planta nuclear, de no tener en cuenta las advertencias que los expertos le habían hecho sobre el riesgo que los terremotos suponían para Fukushima y de cometer muchos errores en las labores de emergencia.  Pero antes de ayer, cuando los responsables de la empresa afirmaron que el miércoles pasado habían hallado los cadáveres de dos trabajadores, desaparecidos desde el terremoto, la ofuscación contra Tepco creció. Se trata de dos jóvenes de 21 y 24 años, que habían sufrido múltiples heridas externas y que probablemente habían fallecido a causa de la pérdida de sangre. El presidente de la compañía, Tsunehisa Katsumata, expresó: "Es doloroso que estos dos jóvenes trabajadores estuvieran intentando proteger la planta cuando fueron golpeados por el terremoto y el tsunami" Ambos cuerpos han debido ser descontaminados debido a que se hallaban en un terreno con altos niveles de radiación, esto dificultó el trabajo del equipo de emergencia quienes debieron retirarse y suspender la actividad en varias ocasiones por esta razón..