Aplicaciones medicinales de plantas, arbustos y hierbas (II): Apio


11 Continuando con esta serie que iniciamos con las aplicaciones medicinales del anís, hoy revelaremos algunos aspectos quizá menos conocidos del apio.

Su nombre vulgar es Apium ranunculifolium, y es conocido simplemente como apio, aunque en latinoamérica también hay una variedad muy utilizada a la que se le conoce como Apio cimarrón. Partes que se usan: hojas y tallos tiernos Para qué sirve: el apio tiene propiedades depurativas y diuréticas.

Como aplicación de esta última propiedad, se  lo usa especialmente en efermedades de los riñones, vejiga y vías urinarias. Como depurativo se la utiliza frecuentemente como antirreumático. Las aplicaciones terapéuticas, de lo que podíamos llamar sabiduría popular alcanzan a más aspectos.

Externamente se lo suele usar como antiséptico para lavajes, fomentos y lociones en úlceras y heridas. Esta planta es tan benigna que incluso, a nivel de industria farmacéutica, de ella se extrae una droga llamada apiol, ampliamente utilizada como normalizador de atrasos menstruales.

A nivel gastronómico por último - y no menos importante - se la utiliza por sus importantes virtudes nutritivas y su delicado sabor..