Árboles: poda y renovación


11 Es un ritual que se renueva cada año y sienta las bases de una planta sana, fuerte y vigorosa.

Pero podar bien tiene sus secretos y he aquí la idea: compartirlos. Los objetivos de la poda de un árbol son básicamente cuatro: suprimir partes enfermas o muertas; mantener equilibrio en las ramas que forman la planta; dar forma y porte estético y obtener una floración o fructificación abundante. Las herramientas que necesitarás son también cuatro: tijera de mango corto bien afilada; serrucho de jardinería en buen estado; tijera de poda de mango largo para ramas más gruesas o altas y guantes. Además de evaluar el momento propicio para podar cada especie, un factor importante es cuánto podar.

Como regla general jamás quites la parte verde de la planta completamente. Las ramas débiles puedes cortarlas un poco más, pero en el caso de las verdes deberá hacerse en forma moderada..