Aspidistra eliator, pilistra


11 Si hay una planta resistente y poco exigente en cuanto a necesidad de luz esa es la aspidistra.

Este es el motivo que la ha llevado a ser una planta típica en patios y terrazas sombrías. La aspidistra es de crecimiento lento, cada año al llegar la primavera emite unas pocas hojas desde las raices.

Se debe regar de manera moderada desde primavera a otoño y disminuir la frecuencia en invierno. Soporta bien el ambiente seco, pero si rocías sus hojas cada cierto tiempo sus hojas se mostrarán más bonitas.

Puedes dedicarles un ratito a la semana para limpiar el polvo de las hojas y rociarlas.

Deberás hacerlo con agua destilada para evital que la cal las manche. Será suficiente con aportar abono durante el verano suspendiéndolo si notas que aparecen cortes en las hojas. Para multiplicarlas lo ideal es dividir las matas separando algunas hojas con sus raices del resto de la planta. .