Campanilla Azul, para ver cerrar sus pétalos al atardecer


11 La Campanilla Azul o Ipomoea pupurea es una enredadera anual o perenne, pubescente.

Originaria de América tropical y subtropical, se emplea en terrazas y macetas y para cubrir paredes o formar cercos.

Se la debe colocar a sol o a media sombra. Las flores son acampanadas y de distintos colores: blancas, rosadas, rojas, purpúreas o azules. Las mismas cierran al atardecer o ante la falta de luz y son visitadas por abejas y abejorros.

Al igual que muchas especies, tiene gran atractivo como ornamental. En climas fríos se comporta como especie anual, mientras que, en climas cálidos, desaparece el follaje en el invierno y rebrota luego en la primavera.

Resiste sequías no muy prolongadas. Para cultivarla, es una especie poco exigente respecto del terreno, aunque requiere de un suelo suelto y fresco. Como es una especie bastante invasora, conviene restringir su crecimiento.

Para ello, se recomienda eliminar algunas ramas mediante una poda.

A veces, es susceptible a ser atacada por royas y por pulgones. Su fruto es una cápsula y se reproduce por semillas en el verano y en el otoño..