Clivia, planta de interior en invierno


11 Dedicándonos en estos días de lleno a las plantas de interior, hoy consideramos a una planta de esas que podríamos llamar "híbridas" en el sentido de que no es necesariamente de exterior, ni de interior.

A la Clivia hay que "mimarla"... Perfectamente disfrutará estar plantada incluso en tierra plena en el exterior..., pero no tolerará temperaturas bajas en invierno, mucho menos heladas.

Por este motivo es recomendable plantarla en macetas y que en inviernos que se presenten duros, sea posible trasladarla al interior. Pero la historia no termina allí. El invierno para una Clivia es un período de letargo, casi un descanso en el que, por ejemplo, no requiere casi riego.

No obstante por ese mismo motivo no podemos exponerla a lo que es un ambiente calefaccionado, pues sufrirá. Ideal para ella, es un balcón o terraza cerrada, es decir ese tipo de ambientes protegidos que no son calefaccionados.

En el entorno de unos 5 a 8 grados estará cómoda siempre que tenga oportunidad de recibir buena luz que no sea sol directo. Así pues, convendrás conmigo en que el término "mimos" no ha sido para nada exagerado ¿verdad?.