Cómo prevenir hongos y gusanos


11 Los gusanos blancos son larvas de un grupo de escarabajos conocidos como bicho torito.

Estos gusanos viven en el suelo y se alimentan de raíces de distintas plantas, causando daños irreparables, ya que éstas pierden vigor o mueren.

Cuando esto sucede el césped adquiere un tono amarillento o disminuye su crecimiento, sobre todo en el verano y la primavera. En general, no se las observa en la superficie, pero cuando se remueve el suelo o se hacen canteros se las puede ver con facilidad. Los gusanos blancos se controlan con varios insecticidas.

Su modo de aplicación es con el riego o en forma granulada durante la implantación del césped.

Los adultos, escarabajos negros o marrones, suelen aparecer en verano y no causan daños. Otro factor a prevenir son las podredumbres del césped; Son un conjunto de hongos del suelo que viven en forma saprófita (sin producir daños) pero que, si se dan las condiciones pueden atacar las raíces y causar su podredumbre. Los daños se ven en la parte aérea, donde aparecen manchas delimitadas de formas variadas. En esos sectores, el césped cambia de color y finalmente se pone amarillo.

Si se hace un pozo, se observarán las raíces negras que se deshacen fácilmente.

Una vez detectada la enfermedad no se puede hacerse demasiado. Se recomienda suspender el riego, limpiar la cortadora del pasto, para evitar contagios a otros lugares y verificar que no haya problemas de drenajes que produzcan encharcamientos. Se pueden aplicar fungicidas específicados mediante pulverizaciones..