Floración de mesem


11 Las flores del mesem constituyen, sin duda, lo más llamativo de la planta.

Su nombre proviene de las palabras griegas lampros (brillante) y anthos (flor), en referencia al color de sus flores. El protagonismo de sus flores queda patente en los usos que se da a esta planta: como cobertora y melífera.

Atraen a los insectos para la polinización al medio día, cuando sus flores están completemente abierta. En el pasado estas plantas eran conocidas como plantas de mediodía o "funcionarios", porque las flores abren a las 9 y cierran a las 5 de la tarde. Al terminar la floración se pueden recoger las semillas para propagar las plantas.

Hay que esperar que las cápsulas estén bien maduras para recogerlas.

Se pueden plantar en invierno utilizando un sustrato muy arenoso. .