La Gypsophila


11 Esta planta se caracteriza por la enorme cantidad de pequeñas flores que produce todos los veranos. En realidad Gypsophila es un género que alberga más de cien especies, originarias de Europa, Asia y el norte de África.

En la fotografía podemos apreciar a la especie Gypsophila repens, que se conoce como Alborada. Son muy usadas en decoración, donde se combinan con otras plantas y flores para elaborar bellísimos ramos y arreglos.

Para cultivarla es importante tener en cuenta algunas indicaciones. Necesita mucho sol y ambientes cálidos, siendo necesario a veces que pasen los meses fríos en el invernadero. Puede plantarse en suelos secos, lo importante es que éstos tengan buen drenaje y presencia de cal en su composición..