La Rebutia: Cuidados y características


11 La Rubutia es originaria de México.

Es un tallo globular color verde oscuro, de 9 a 12cm de altura con un diámetro de 10 a 15cm.

Tiene aproximadamente 20-30 espinas, color blanco. Además, posee 1 o 2 espinas centrales de 4 a 8mm de longitud, cuyo color blanco se convierte en marrón rojizo al llegar a la punta. Florecen intensamente formando una corona circular alrededor de la planta.

Sus flores son medianas, de 4-5cm de diámetro, de color rojo intenso o anaranjado.

Se reproduce por semillas. En lo que se refiere al clima, se desarrolla bien en temperaturas cálidas y templadas.

Es resisten a fríos y heladas. En cuanto al suelo no presenta mayores exigencias, solamente aquellos con excelente drenaje.

Lo ideal es utilizar piedra partida con una pequeña cantidad de tierra mojada. Para su cultivo, es necesario ubicarla a pleno sol o con algo de sombra durante la tarde. Es de crecimiento lento.

Cultivarla en macetas pequeñas con sustrato muy bien drenaje.

El riego tiene que ser siempre moderado. Para fertilizarla, deben realizarse una o dos aplicaciones con abono para cactus.

Suele ser atacada por cochinilla algodonosa.

El problema es que esta plaga no puede verse con facilidad, debido a las espinas con forma de largos pelos. Gracias a su aspecto y a lo abundante de la floración, es una de las especies más comercializadas en el mercado.

Existen numerosas variedades que cambian el color de las espinas y de las flores..