Lirio de invierno, cuidados y consejos


11 El Lirio de invierno, está entre las flores más bellas, apreciadas desde la Antigüedad y por todas las culturas como símbolo de pureza. El lirio de invierno (Iris planifolia) no te demandará demasiados cuidados para su cultivo, por eso es una interesante opción para embellecer cualquier jardín, ya que lo puedes plantar hasta en macetas.

Son propios de los climas templados y pueden cultivarse en cualquier altitud. Es muy importante que el suelo elegido tenga un buen drenaje para así garantizar la calidad de la planta. Debes  plantar los bulbos al comenzar el otoño, aproximadamente a 10 cm.

de profundidad, y florecen en primavera. Tendrás que regarlos de dos a tres veces por semana en los meses cálidos, y una vez en las épocas de frío. En cuanto a la poda es preferible que le cortes sólo las ramas secas o malformadas. Una vez pasada la floración, puedes desenterrar los bulbos, dividirlos y guardarlos en un lugar seco y fresco para que se conserven frescos hasta la nueva temporada de cultivo. Referido: Portal del jardín .