Multiplicación de plantas sin semilla


11 La mayoría de las plantas, como sabemos tiene la potencialidad de reproducirse por semillas.

Estas son el resultado del proceso que se conoce como reproducción sexuada. Pero en muchas especies, esta reproducción puede ser dificultosa por variados motivos.

Entre los más frecuentes puedo citar: semillas demasiado pequeñas, dificultad de recoger las semillas, o demasiada lentitud en el crecimiento posterior de la planta. Por ello, muchas veces se recurre a los llamados métodos de reproducción asexuada o vegetativa, que en otras palabras ofrece la posibilidad de reproducir plantas sin semillas. Mencionaré los más comunes, que seguramente has usado en muchas ocasiones. La simple división de matas (dividir en dos raíces y partes aéreas de la planta), y el estaquillado (obligar a una parte de la planta a generar raíces) son de las más sencillas y no requieren mayor habilidad.

Otras son más elaboradas, por ejemplo los acodos y los injertos..