Palán palán, cultivo (II)


11 Como les adelanté ayer, el palán palán es una planta con propiedades medicinales que puede también cultivarse con fines decorativos.

Nunca utilizarla para el consumo, porque tiene sustancias tóxicas. Su cultivo es muy sencillo: para plantarla basta esparcir las semillas en la tierra húmeda y luego cubrirlas.

Para esta especie se aconsejan los suelos ricos en materia orgánica. Aunque necesita buena luz para su desarrollo, no tolera el sol directo ni las heladas. Hay dos opciones para su cultivo: como planta anual; o bien mantenerla en interiores en las épocas invernales, controlando siempre la presencia de luz, que es esencial para que pueda dar flores. De ser necesario, esta especie puede transplantarse sin inconvenientes una vez que alcance a tener un buen tamaño..