Riego de palmeras de exterior


11 Como complemento de nuestro post anterior vinculado al riego de palmeras de interior, presentamos hoy el de palmeras de exterior.

Si bien dentro de ellas tenemos una amplia variedad de especies y tamaños, es posible establecer algunas pautas generales. Lo primero a mencionar es que la gran mayoría de las palmeras soportan bastante bien la eventualidad de una sequía.

Pero es importante no descansarse en este hecho, especialmente si hablamos de ejemplares muy jóvenes. Hasta que una planta de palmera no llega a los dos años de edad, no está afianzada totalmente en la tierra y alimentarse de la humedad natural de ésta. Por ello antes de los dos años debe vigilarse el hecho de hacer un riego frecuente, especialmente en verano. Los factores a valorar, para saber si una palmera necesita más agua respecto a otras son tres.

El tipo de suelo (si es arenoso, riega más), su exposición al sol o a las corrientes de aire muy secas; en estos dos últimos casos debes incrementar frecuencia y cantidad de riego..