Tala de árboles


11 La labor de talar un árbol no es una tarea sencilla.

El manejo de la motosierra requiere un tiempo de práctica y familiarización antes de enfrentarse con la tarea.

Antes de talar un árbol hay que planear el corte para que el trabajo sea seguro y eficaz. Si la labor se va a realizar en el bosque, es conveniente ir acompañado. El sentido de la tala se debe decidir en función de la inclinación que tenga el árbol, la orientación de las ramas y el sentido en que sopla el viento.

Cualquier persona que esté en las cercanías debe alejarse una distancia de seguridad igual al doble de la altura del árbol. Antes de comenzar el corte definitivo se deben eliminar las ramas bajas del tronco para tener mayor accesibilidad y realizar el trabajo sin impedimentos.

Se cortan las ramas hasta la altura de los hombros. Para realizar el corte hay que posicionarse con las piernas separadas y firmes. Para aserrar hay diferentes métodos según el tamaño del tronco y las propiedades concretas de cada árbol: tala dirigida, corte de dirección, corte de tala, etc.

Cuando el árbol caiga debe retirarse una distancia de seguridad.

Si el árbol se atasca contra otro pida ayuda a un experto, nunca debe dejar sin vigilancia un árbol que no ha caido por completo. .