Algunos consejos para cuando bañes a tu perro


11 Ten las toallas y todo lo demás que necesites a mano antes de comenzar. Haz que el perro se pare sobre un tapete de goma en la bañera o en el fregadero para que no resbale y se sienta seguro. No es recomendable poner algodón en los oídos.

El algodón actúa como una mecha, y lleva el agua hacia los oídos.

Sólo se cuidadoso e intenta que no le entre agua en los oídos. Utiliza ropa vieja. Asegúrate que no pase pelos hacia el drenaje. Aunque la botella de champú indique "enjabonar dos veces", un perro casi nunca la necesita, a menos que hubiera pasado mucho tiempo de su último baño y se encuentre excepcionalmente sucio. Recuerda de cepillar y deshacer todos los nudos del pelaje antes del baño. Si el perro está muy anudado, es hora de visitar a un profesional. La mayoría de los perros no necesitan más que un baño al mes.

Bañar un perro demasiado seguido puede secar la piel y el pelaje. Acostumbra a tu perro al cepillado y al baño desde temprana edad. .