Anticuerpos contra las crías. Parte 2


11 En el momento del parto se produce el contacto sangre-sangre, y los anticuerpos de la gata activarán a las células encargadas de destruír elementos extraños.

No hay intercambio de anticuerpos desde la placenta, pero sí hay una gran cantidad en el calostro (la primera leche). Además los neonatos tienen durante su primer día de vida la capacidad de recibir los anticuerpos de la madre presentes en el calostro, que ingresan al cuerpo directamente desde sus intestinos.

Pero entre esos variados anticuerpos se hallan los que destruirán sus glóbulos rojos. Dependiendo de la severidad de cada caso, los gatitos con isoeritrolisis pueden presentar hemoglobina (pigmento del interior del glóbulo rojo) suelta en la sangre, o en la orina, anemia, ictericia, necrosis de la cola (se mueren los tejidos) y muerte en muchos casos. En la imagen, el gatito blanco presenta necrosis en la punta de su cola, y los demás tienen sus narices y patas anaranjadas por la ictericia. La forma de evitar la enfermedad es identificar los grupos sanguíneos de los padres para evitar las cruzas incompatibles, o evitar que las crías se alimenten con leche de esa gata las primeras 24 horas.

Como tratamiento se hacen transfusiones a fin de "lavar" la sangre del gatito durante tres días.

Puedes ver la primera parte de este tema ingresando aquí. .