¿Cómo darle pastillas al gato?


11 La manera más sencilla y utilizada de darle pastillas al gato es hacerlo con la comida, moliéndola y mézclándola en ella.

Para esto es conveniente hacerlo en pequeñas porciones de alimento que sea del agrado del felino. Es conveniente darle una pequeña porción sin medicamento, de manera que el gato no sospeche y se aleje de la comida.

En cuanto a la cantidad, se recomienda que sea en pequeñas porciones, para que no exista la posibilidad que el gato no ingiera toda la porción, deshechando parte de la pastilla. Una alternativa, acaso más efectiva, es untar una pequeña porción de paté con la pastilla molida en uno de los brazos de gato. Inmediatamente, fieles a su naturaleza, comenzarán a lamer y por tanto, a ingerir el medicamento. Ahora bien, puede existir la posibilidad que haya que darle el comprimido entero.

Para esto hay que ser amistoso con él para que no sienta que se trata de una situación estresante. Es importante ubicarlo en un lugar que le impida retrodecer.

Se recomienda cubrirlo, entre brazos, dentro de una toalla. Entonces sí, administrarle el comprimido sosteniéndolo entre el pulgar y el índice. Con la mano libre, sostén su cabeza e introduce la pastilla, inclinando su cabeza hacia atrás.

Ubica la pastilla lo más adentro posible.

Si le soplas la nariz al felino o le frotas suavemente la garganta, facilitarás el reflejo de deglución. Una vez que haya tomado la pastilla, prémialo. Hazle mimos y regálale una porción de algo que le guste comer.

Esta actitud hará que las próximas ocasiones sean más sencillas y que el animal no relacioné la ingesta de medicamento con una situación traumática. Como siempre recomendamos, el asesoramiento de un profesional veterinario será de suma utilidad y brindará mayor confianza para éste y otros casos relacionados a la salud de nuestras mascotas..