Cómo reconocer cuando tu gato está enfermo


11 Es muy común ver que nuestros gatos gozan de una excelente salud y de un día al otro terminamos llevándolos con urgencia al veterinario porque se nos mueren.

Por qué sucede esto? La respuesta está en que son muy discretos a la hora de evidenciar síntomas de enfermedad. Normalmente y para las enfermedades más comunes, contamos con dos días para darnos cuenta de que nuestro gato nos dice en silencio que algo no está funcionando bien.

Pasado ese tiempo estaremos corriendo entre la vida y la muerte de nuestro amigo. Los signos que nos alertan sobre la enfermedad de un gato son el hecho de dormir más de lo normal, falta de apetito, tos o estornudos, dificultad para respirar, secreciones en la nariz, problemas para comer aunque tengan hambre, beber u orinar mucho, no beber, no orinar, vómitos, diarrea, estreñimiento y sangre en sus deposiciones. Los gatos que se esconden o se acuestan sobre superficies frías pueden estar evidenciando dolor, y la posición en que los vemos acostados con sus cuatro patas extendidas luego de un período en el que no se mostraron normales, recibe el nombre de decúbito abandonado y ya es el estado previo a la muerte..