Consejos para cuidar de un gato recién nacido


11 Claro, cuando una mascota nace recién, fuera la que fuera, uno se encuentra ante serias dudas de qué es lo que debe hacer, cómo debe actuar para darle los mejores cuidados.

Simplificando un poco, sin perder por ello el sentido de lo justo, son dos las necesidades básicas que hay que llenar: techo y alimentación. Deberás proporcionarle al gatito un espacio cerrado, bien abrigado, ventilado pero protegido de las corrientes de aire.

Bajo las ropas, es necesario colocar una bolsa de agua caliente, que deberás cambiar cada par de horas, independientemente a si es verano o invierno. Los gatitos recién nacidos tienen poca grasa subcutánea y no pueden retener el calor corporal. En cuanto a la alimentación, uno debe cerciorarse de que el cachorrito ingiera leche cada dos horas si los gatitos son muy pequeños (tienen los ojos cerrados), pero pueden espaciarse cada tres horas si los gatitos son más grandes. No es recomendable espaciar la toma de leche más allá de cuatro horas, porque los gatitos estarán muy hambrientos entre una toma y otra, lo que perjudica su digestión y su crecimiento.

Un gatito que no come frecuentemente puede enfriarse, y éste es un gran peligro para ellos..