Consejos para manipular un erizo


11 Consejos para manipular un erizo.

Si tu mascota es un erizo, has de saber ciertas cuestiones acerca de su manipulación, como que, entre otras cosas, no debes acariciarles las espinas.

En un primer momento, es posible que el erizo no reaccione bien ante este gesto, por lo que debes esperar a tener más confianza con él. Cómo manipular un erizo Antes de coger a un erizo y levantarlo, debes dejar que el animal te huela las manos. Así, el erizo sabrá que está seguro en tus manos y que no hay peligro porque lo alejes del suelo. Lo mejor es que lo levantes con una mano a cada lado, como si fueras a beber agua de un río.

Nunca lo levantes de cualquier manera: tus dedos quedarían expuestos si decide enrollarse. Para manipular adecuadamente al erizo, debes sostenerlo con mucho cuidado y permitir que se desenrosque en tus manos.

El animal explorará tus extremidades y se sentirá confiado cuando compruebe que no eres una amenaza. En ese momento, será cuando te permita que le acaricies, no antes. Una vez en tus manos, el erizo puede pasar al resto de tus extremidades, como las piernas o los brazos, para lo que se recomienda, en cualquier caso, protegerse con una toalla..