Cuando el gato no usa la bandeja sanitaria (I)


11 Realmente me causó gracia ver lo complicado que es este tema y el trabajo que tengo por delante con mis dieciseis gatos, cada uno con sus mañas...

El problema del no uso de la bandeja sanitaria muchas veces es tolerado con resignación, pero es una de las consultas más frecuentes a los especialistas en comportamiento animal. Los gatos pueden desarrollar una aversión hacia la bandeja sanitaria, al sustrato o a la ubicación que hayamos elegido para ella.

Es difícil saber con cuál de estas cosas tiene problemas nuestro gato, sobre todo si el rechazo fue desarrollado en forma gradual, ya que puede haber varias causas que hayan provocado en ellos la decisión de no utilizar la bandeja. Cuando el rechazo aparece en forma repentina, podemos pensar que nuestro gato asocia la bendeja a una experiencia traumática, como alguna herida con el sustrato, una situación que lo asustó al momento de usar la bandeja, el castigo de un propietario enojado por alguna travesura, el ataque de otro gato o mascota, entre otras causas. Cuando es gradual puede deberse a que no se siente cómodo con el tamaño o características de la bandeja, características del sustrato (retiene olores, ya está usado por otros gatos, se siente incómodo o siente dolor al pisar sustratos duros, etc), ubicación de la bandeja en lugares muy transitados o cerca de máquinas o personas que les provocan intranquilidad o miedo..