El gato Ocicat


11 Esta raza a sido criada con mucho esfuerzo, hecha solamente para ser la compañía de quienes buscan un gato enteramente doméstico.

El gato Ocicat además de ser un felino excelente como mascota tiene un llamativo parecido a un ocelote, un margay o un leopardo. Este gato se origina del cruce del Abisinio, el siamés y el american shorthair.

El Ocicat es un gato exótico, de aspecto y trato encantador. Bastante activo y con una estética única en el tipo de los gatos domésticos (cada gato es único), criado especialmente para emular los gatos salvajes. Peso: 12-15 lbs. Color: Existen y se aceptan colores como el Tawny (como el ocelote) chocolate, canela, azul, lavanda, trigo (rubio), chocolate plateado, canela plateado, azul plateado, lavanda plateado y trigo plateado. Ojos: sin importar el color del manto del Ocicat, existen variedad de colores, sin embargo los de ojos celestes no se aceptan como de raza. Apariencia General: El Ocicat puede tener un tamaño mediano o grande, siempre resaltando su apariencia atlética y las manchas tipo agutí de tamaño moderado.

Este gato tiene un cuerpo sólido, musculado, de pelaje corto bien pegado al cuerpo. Carácter: Este gato es sumamente inteligente, si lo que deseas es entrenarlo pues se te hará una tare fácil, incluso hay algunos que llegan a pasear con correa y a traer cosas.

Responden a la voz y son de aquellos gatos que pueden aprender a respetar las reglas del hogar. El Ocicat es un gato hecho para ser sociable, por esto no es bueno dejarlos largo tiempo solos, si viajas los puedes llevar pues se adaptan a ello. Es un gato ideal para las familias numerosas.

Si tienes niños en casa, estarán contentos, también se lleva bien con otros gatos, incluso con perros, se recomienda tener cuidado con mascotas más pequeñas como roedores y aves, pues de no haber sido criado con ellas, su hiperactividad podría terminar en una cacería..