Enfermedades del gato persa


11 Hay enfermedades comunes a todos los gatos y algunas son particulares a cada una de las razas.

En este caso presentamos cuatro enfermedades muy comunes en el gato persa, una variedad racial de mucha belleza que exige cuidados tanto en su saludo como en su aspecto. Entre esas enfermedades frecuentes se encuentra la gastroenteritis infecciosa, cuyos síntomas son la fiebre alta, pérdida del apetito, vómitos y diarrea.

El tratamiento: Suspender la alimentación. Cuando se reanude, darles alimentos de fácil digestión y asimilación. La rinotraqueítis infecciosa: sus síntomas son las secreciones nasales que pueden obstruir la respiración.

Tos, estornudos, temperatura alterada.

El tratamiento se administra en base a antibióticos sintomáticos. Hay que limpiarles bien los ojos y de la nariz. La infección por calicivirus: Sus síntomas son las ulceraciones de la boca y de la lengua.

El tratamiento se proporciona con antibióticos sintomáticos para reducir la secreción nasal. La leucemia felina: sus síntomas variados pues, como genera inmunodeficiencia, puede surgir cualquier patología con sus síntomas específicos.

Esta es la enfermedad más desgraciada: no existe tratamiento alguno.  .