Lenguaje de conejos enanos


11 Como todo ser vivo, los conejos también tienen su lenguaje propio.

Es decir, manera que encuentran para comunicar deseos o insatisfacciones, y que el dueño o dueña debe conocer para relacionarse mejor con su mascota y para que ésta se entienda mejor con su entorno. Aquí, a continuación, van algunas expresiones de ese lenguaje: Olfatear y husmear. Es signo de curiosidad ante algo nuevo, ya sea una estancia, un objeto o una persona.

Cuanto más rápido sea el movimiento de nariz, mayor será su grado de interés y curiosidad. Si su nariz apenas se mueve, el conejo estará relajado.  Chillido agudo y penetrante. Es una muestra de dolor intenso o de muerte.

Si todo va bien, no deberías oír este lamento nunca. Orinar por todas partes.

Los machos y hembras no castrados y en edad de reproducción lo harán a menudo para marcar su territorio. Es un goteo insaciable y muy pesado para quien tiene que ir detrás limpiándolo.

Los machos también pueden rociar de orina a las hembras para indicar su posesión. Excrementos esparcidos. Las caquitas que no están apiladas, sino dispersas, son un signo más de su marcado carácter territorialista.

Esto sucede a menudo cuando el conejo está en un lugar o habitación nuevos. Si otro conejo vive en la misma casa puede llegar a ser una costumbre.  .