Leucemia viral felina. La causa oculta de varias enfermedades. Primera parte


11 Es una enfermedad causada por el virus de la leucemia felina (FeLV) perteneciente a la familia de los Retrovirus.

Es una infección que afecta a gatos de todo el mundo, sobre todo aquellos que viven en grupos, y que en general afecta más a gatos entre uno y seis años de edad.

El contagio se realiza mediante contacto directo entre gatos a través del lamido, peleas, compartir platos, a través de saliva, sangre, orina, lágrimas y leche. También hay contagio intrauterino. La presentación de síntomas depende del estado inmunitario del gato, ya que en algunos la enfermedad puede frenar su progresión, quedando como virus latente.

Los signos clínicos pueden tardar meses o años en aparecer y el pronóstico es fatal, muriendo a los pocos meses de el inicio de los síntomas.

Pero los síntomas no son característicos de esta enfermedad, sino que lo son de infecciones asociadas a ella, y muchas veces se diagnostican las otras enfermedades antes de sospechar de este terrible virus.Cuando los síntomas son muchos y sugieren muchas enfermedades, hay que sospechar de leucemia felina o virus de la inmunodeficiencia felina, las cuales se pueden diferenciar haciendo un análisis de sangre. Generalmente las enfermedades asociadas al virus de la leucemia felina o FeLV son: Enfermedades neoplásicas, anemias, síndrome similar a la Panleucopenia (signos digestivos), atrofia tímica (problemas de crecimiento), problemas reproductivos, enfermedades asociadas a problemas de autoinmunidad, síndrome de inmunodeficiencia adquirida, trastornos oculares y trastornos neurológicos..