Perro West Highland Terrier: historia de la raza


11 La historia de la raza de perros West Highland Terrier es como mínimo curiosa.

Con orígenes en Escocia, en un principio formaban parte de razas como el Scottish Terrier y el Cairn Terrier, diferenciándose sólo por el pelaje blanco que lo caracteriza. Justamente, el color del pelo del West Highland Terrier fue crucial para la creación de la raza, que ocurrió en el siglo XIX.

Durante una cacería, el Coronel Edward Malcolm, un habitante de la región, disparó contra su perro favorito, un Terrier de color oscuro, y desde entonces decidió que sólo usaría perros blancos, mucho más fáciles de identificar. Tanto a Edward Malcolm, el primero en llevar un West Highland Terrier a una exhibición de perros, como el duque de Argyll, criador de estos perros, se les atribuye el perfeccionamiento de la raza. Además de perros como el Scottish Terrier y el Cairn Terrier, se estima que para su creación se realizaron cruzas con razas como el Bedlington Terrier y el Dandie Dinmont Terrier. Aunque hoy se considera un perro de compañía, el West Highland Terrier fue pensado para la caza, especializándose en conejos, lontras e incluso ratones. Relacionado: Perro West Highland Terrier.