Trastornos del comportamiento del gato (I)


11 Entre los gatos pueden desarrollarse aversiones a causa del lugar de la eliminación, de sus características propias (naturaleza, limpieza, olor de la arena, tamaño, color de la caja de excrementos) o de su emplazamiento. Es decir, el olor de la arena puede causar desorientación en los gatos, por lo que se debe proceder al cambio de la misma.

Asimismo, la forma y el tamaño de la caja en donde los felinos depositan sus excrementos son muy importantes. El gato puede no tolerar bien el hecho de pasar de cajones totalmente abiertos a cajas cerradas, accesibles únicamente por una puerta, y viceversa. Asimismo son posibles aversiones por el emplazamiento de la zona de eliminación.

En ese caso, el gato asocia ésta con un acontecimiento estresante que, en ocasiones, puede ser difícil de identificar.  .