El DJ de la rotonda


11 Cuidado si te pilla el coche, si notas que de repente empiezas a ir de atrás hacia adelante al ritmo de una música discotequera, tal vez no sea tu motor que se ha averiado o tu equipo de CD que se ha vuelto loco, tal vez sea el gigante.

Una mano gigante. Y entonces, ¿cómo escaparse? Habrá que dejarse llevar...

todo sea porque la música no pare. Más sobre la noticia: YouTube.