Nissan llama a revisión a los Pathfinders por requerimiento del NHTSA


11 En Europa esto no es normal, que una marca llame a revisión a vehículos, porque el Euroncap apenas dice nada.

Pero no hace así, afortunadamente, el organismo de seguridad en las carreteras estadounidense, el NHTSA, que le ha informado a Nissan del descubrimiento de un mal aislado del tubo de repostaje de combustible, que podría llevar, en algunos caso, incluso al incendio del vehículo. Merced a ello, Nissan a decidido llamar a revisión para solventar ese problema a nada menos que 372.250 Infiniti QX4s y Nissan Pathfinder, fabricados durante los años 1997 a 2001. El NHTSA ha dicho que el problema podría ocurrir cuando el anclaje del tubo de combustible entrase en contacto con la sal que, durante el invierno, se echa en las carreteras.

La sal afectaría a la capa aislante hasta el punto de poder descubrir el metal de su interior, que reaccionaría llegando incluso a la perforación del tubo y la salida de combustible mientras se reposta. De ser así, el riesgo de explosión sería muy alto. Nissan comenzará a llamar vehículos a partir del 26 de noviembre. Alcance de la noticia: USA Referencias: Automotto y NHTSA.