Seat 1500 aún vive


11 Cuando alguien nos pregunta sobre el primer coche que tuvo nuestro padre o abuelo, siempre solemos decir "Un Seat 600, supongo".

Craso error, porque hace 40 años no había únicamente Seat 600 en las calles de España; también habían otros modelos, como el Seat 1500 que no se ha hecho tan popular ya que era un coche destinado a la clase alta de la sociedad. El Seat 1500 se fabricó entre 1963 y 1972, y como vehículo de gama alta, tenía unas dimensiones mayores a los vehículos de la época y sus compradores eran principalmente adinerados, pero también era el coche usado por taxistas, así que probablemente nuestros padres/abuelos vieron su interior. El motivo de esta noticia, es que al igual que con el Seat 600 dijimos que aún permanecía por nuestras calles, el Seat 1500 también, cuarenta años después.

Muestra de ello es el encuentro que se celebró el pasado fin de semana en Ávila, la Novena Concentración de Seat 1500, en la que acudieron cerca de medio centenar de Seat 1500. En la mayoría de casos el Seat 1500 es el primer vehículo de sus dueños, lo cual es ante todo una muestra de confianza en en el coche y sobre todo, de cariño. Lo más impactante, es que el coche ya no es de quien fuese su dueño original; como el caso de Rebeca del Pozo, la promotora de esta concentración, quien heredó el coche de sus padres. Eso sí, tener un Seat 1500 funcional a día de hoy tiene mucho mérito porque ya no se fabrican piezas, y deben ser los propios dueños quienes las fabriquen, intercambien o busquen en desguaces con tal de alargar la vida de su Seat 1500.

En total, se fabricaron 140.024 unidades y su precio era en 1967 de 136.000 pesetas.

Si alguien quiere admirarlos de cerca, en la reunión, el Club Seat 1500 decidió que la próxima concentración se celebraría en Soria el próximo año. Toda una historia detrás de estos coches. Alcance de la noticia: España Más sobre la noticia: Ávila Digital.