Ben-Jacob: Cuando la realidad supera a la ficción de Lost


11 El científico israelí Eshel Ben-Jacob ha hecho un descubrimiento de gran relevancia para el estudio y mejor conocimiento del ser humano. Eshel Ben-Jacob llevaba bastante tiempo investigando la posibilidad de alamcenar memoria en un cultivo de neuronas vivas.

Su verificación constituye un significativo paso adelante en la tecnología que pretende crear chips construidos con materia orgánica integrada.

El hallazgo permite conocer mejor los mecanismos de aprendizaje en los organismos vivos y potenciará el desarrollo de las redes neuronales. Si no fuese por lo rebuscada y misteriosa que es la serie de Lost, diría que J.J.Abrams y Damon Lindelof, los creadores de la serie, se han inspirado en el trabajo de este científico para crear al personaje de Ben (o Jacob, según se mire) y parte de la trama de la serie. No es más que una especulación, pero este tipo de coincidencias le dan más morbo al asunto; y teniendo en cuenta que todavía le quedan 48 capítulos y tres temporadas más, cualquiera da nada por seguro en la isla de Lost. Gracias a Lostzilla.