Conociendo a Mr Eko


11 Asesino, delincuente, traficante nigeriano de drogas de exportación para el mundo, jefe de organizaciones criminales y negociante ilegal, ah!, se me olvidaba, también fue sacerdote. La vida de ?Eko? (o al menos es el nombre que creemos que tenía) tuvo un giro radical cuando, queriendo salvar a su hermano, asesinó a un hombre amenazado por una ?pandilla? que azotaba a su pueblo natal.

A partir de ese momento se fue convirtiendo en todo un criminal, desde negociados mafiosos hasta el tráfico de drogas. Las leyes de su país eran muy estrictas respecto al narcotráfico, por lo que un buen día tuvo la idea de exportar drogas de una manera muy especial: dentro de imágenes de la Virgen María que eran transportadas por los misioneros y los sacerdotes en avión.

Se dio así la casualidad de que su hermano, ese que no veía desde hace muchos años, se había convertido en el sacerdote del pueblo; y aprovechando esto, Eko pensó que podía tomar su lugar como misionero y trasladar él mismo esas ?imágenes de la Virgen? vistiéndose de sacerdote. Estando todo listo, pronto para partir con el avión, Yemi (su hermano) se presentó inesperadamente en el aeropuerto para impedir que su hermano Eko realice ese viaje. Pero en ese mismo momento también llegó al lugar el ejército para impedir el vuelo y rápidamente abrieron fuego asesinando a todos menos a Eko.

Evidentemente, en el enfrentamiento murió Yemi, y como nadie conocía la verdadera identidad de Eko, tomó éste el lugar de Yemi haciéndose pasar por sacerdote y tomando su función en la capilla de su pueblo. Pero su historia continuó, de hecho viajó a Inglaterra y a Australia a ?resolver? extraños casos de supuestos milagros.

En Sydney, de hecho, conoció al vidente que le dijo a Claire que crie ella misma a su hijo; allí Eko tenía que investigar sobre un hecho milagroso obrado en la hija del vidente. Finalmente, Eko tomó el vuelo 815 de Oceanic destino a Los Ángeles, aunque se desconoce la causa que lo llevaba a Estados Unidos. En la Isla, fue uno de los sobrevivientes de la cola del avión, estuvo ?los otros 48 días? con ese grupo.

Se mantuvo callado hasta que se ?reencontró? con su hermano, o con la avioneta estrellada.

Allí mismo se reconoció como sacerdote. Entre otros eventos: bautizó a Claire y a Aaron, comenzó la construcción de una capilla y le devolvió la fe perdida a Locke. Su historia finaliza, evidentemente, con su muerte en manos del extraño aún ?humo negro?.

Hay más elementos enigmáticos de este particular personaje pero es momento de abandonar aquí este ?Conociendo a??.

Entretanto, ¿qué opinas tú de Eko?.